El avistamiento de ballenas en la Península de Samaná, representa solo uno de los numerosos ejemplos en cuanto a cómo a la biodiversidad existente en el territorio de la Republica Dominicana. Representa una excelente alternativa para el progreso y fomento de la industria turística nacional. Dadas sus diversas características, este tipo de espectáculo natural representa una oportunidad de diversión y esparcimiento para un nutrido público compuesto por diferentes edades, razas y nacionalidad.

Por otra parte, el encuentro con las ballenas de tipo jorobado, también es la oportunidad por la cual multitudinarias empresas. Se permitan el hecho de apostar por la concientización acerca del cuidado de los ecosistemas nacionales. Frente al avance de la contaminación.

El fenómeno del avistamiento de ballenas en la Península de Samaná: Todas las características que explican el nacimiento de este fenómeno increíble.

La ballena jorobada o ¨megaptera novaeangliae¨ como científicamente se le suele conocer, representa uno de los mamíferos más grandes existentes sobre la tierra. Con ejemplares que llegan a alcanzar una envergadura de 15 metros y un peso de alrededor de 40 toneladas. El natural fenómeno que sobre la Península de Samana, suele ocurrir, se origina como consecuencia de la llegada de la época reproductiva, cuando una población equivalente a unas 3.000 ejemplares migran al sur en búsqueda de aguas cálidas, para favorecer el apareamiento. Y por ende el cuidado de los futuros nuevos especímenes.

Estadísticamente se conoce que un porcentaje equivalente al 85% de la población de ballenas del atlántico norte migran a las aguas del caribe para esta época del año. Cuyas riberas marinas se han calculado son capaces de albergar un conjunto de 300 individuos por vez.

Principales características más elementales del comportamiento de las ballenas en la época reproductiva.

La temporada reproductiva se ubica oficialmente entre los días 15 de enero al 31 de marzo de cada año. Siendo el comportamiento de dichos especímenes, el principal centro de atención y razón misma del turismo hacia esta región del país. Generalmente, los especímenes machos son los que suelen saltar fuera del agua, comprendiendo un conjunto de actitudes cuyo objetivo es captar la atención de las hembras. Básicamente el salto fuera del agua constituye el comportamiento tradicional de ello.

Cuando este tipo de elementos no logra con eficacia atraer los especímenes deseados. Las ballenas macho recurren a la estrategia del canto. O la conocida emisión de sonidos cuyas tonalidades más fuertes pueden ser escuchadas a una distancia de 30 kilómetros a la redonda. Los dos criaderos de ballenas más frecuentados del país, se ubican en la costa este de Cabarete y en Silver Banks al norte de Puerto Plata.

Apuntes Finales: Consejos para turistas a la hora de acercarse a las ballenas en la Península de Samaná y el ecosistema natural.

Desde el año de 1986, el segmento Banco de Plata, ubicado en la Península de Samana, ha sido constituido como un lugar específicamente diseñado para la protección de las especies de ballenas. Existen numerosas modalidades para que el turista pueda apreciar de cerca a los ejemplares que vienen a reproducirse a la costa, sin necesidad de afectar al ecosistema marino. En primer lugar numerosas empresas turísticas permiten el acercamiento de las mismas a través de embarcaciones guiadas de tipo familiar.

Otras opciones contemplan la realización del kitesurf a vela y a remo para su visualización. Junto además al tradicional surf, sostenido por el oleaje del atlántico, con lo cual, las vistas obtenidas son impresionantes. Desde el buceo de arrecife es posible escuchar los cantos de las mismas, siempre provenientes de la evolución de machos y sus crías. Todas y cada una de estas actividades como el avistamineto de ballenas en la Península de Samaná deben ser realizadas siempre bajo la orientación de un experto.

Deja un comentario